LITIGACIONES COMPLEJAS

Los medicamentos y drogas se utilizan para tratar a los pacientes que sufren de diferentes condiciones médicas. Lamentablemente, los medicamentos utilizados para tratar a los pacientes pueden hacer más daño que bien. No sólo los medicamentos pueden no funcionar eficazmente para tratar la condición, sino que peor aún, pueden causar efectos secundarios inesperados o daño significativo a los pacientes que tomaron la medicación, con confianza.

Cada año, se prescriben millones de recetas de medicamentos para ayudar a curar o aliviar los efectos de una enfermedad o condición médica. Aunque la mayoría de los productos farmacéuticos son seguros y eficaces, siempre existe la posibilidad de que estos productos puedan dañar a los usuarios. Muy a menudo, las empresas farmacéuticas ponen sus beneficios corporativos y accionistas primero que la seguridad del paciente.   Los fabricantes farmacéuticos invierten habitualmente millones de dólares en el desarrollo de nuevos fármacos. En muchos casos, la investigación realizada por las propias empresas farmacéuticas o por investigadores externos, demuestra los riesgos conocidos asociados al fármaco. Pero en muchos casos, las empresas farmacéuticas han optado por colocar los beneficios por encima de la seguridad y han decidido comercializar un producto peligroso a pesar de la evidencia de efectos adversos y complicaciones peligrosas.

Cuando las drogas peligrosas causan lesiones, los fabricantes y las empresas farmacéuticas deben considerarse como responsables. Los daños y pérdidas pueden ser significativos y ocasionar lesiones graves, enfermedades o incluso la muerte. Las empresas farmacéuticas deben, por ley, pagar cualquier lesión o enfermedad que surja como resultado directo de drogas peligrosas y defectuosas.

Cuando un demandante puede probar con éxito que el medicamento es peligroso y que le causó algún daño, o que la empresa farmacéutica fue negligente de alguna forma, el demandante tiene derecho a recuperar la compensación por los costos médicos derivados de cualquier tratamiento necesario a causa del medicamento peligroso. El demandante también puede obtener una compensación por pérdida de salarios, dolor y sufrimiento, angustia emocional y en algunos casos, incluso daños punitivos.

Un bufete de abogados o firma legal con experiencia en el manejo de demandas relacionadas a drogas peligrosas o defectuosas, le explicará cuáles son los pasos a seguir según su situación y la naturaleza de sus lesiones o condición médica. Su abogado le ayudará a recolectar la evidencia necesaria y a demostrar su demanda para que pueda obtener la compensación que merece por parte de la empresa farmacéutica que fabricó el producto que le causó daño a usted o a su ser querido.

Ventura Law se compromete a ayudar a las víctimas de los medicamentos peligrosos.  Hemos representado a estas víctimas durante 60 años, ayudándoles a obtener la justicia que merecen. En Ventura Law, nuestro equipo de abogados con experiencia en lesiones personales se dedica a ayudar a nuestros clientes a buscar la compensación financiera que merecen por el daño causado por una droga peligrosa.  Contáctenos hoy al (203) 800-8000 para conocer cómo podemos ayudarle con nuestra experiencia legal.  Trabajamos sobre la base de honorarios de contingencia, lo que significa que no cobraremos honorarios a menos que prevalezcamos en su representación.

¿Tiene algún tema específico que le gustaría hablar con uno de nuestros abogados?